La espirometría es una prueba sencilla e indolora que consiste en que el paciente, tras una inspiración máxima, expulse todo el aire de sus pulmones durante el tiempo que necesite para ello.
 
Su función es indicar cómo se encuentran los pulmones y, para ello, mide dos aspectos muy importantes para el diagnóstico: por un lado cuánto aire puede sacar de los pulmones en un segundo, lo que se denomina FEV1, y por otro lado la cantidad total de aire que pueden expulsar.

Estos parámetros nos van a indicar la capacidad que tienen los pulmones de llenarse de aire. De esta forma podremos comparar los resultados con la media de la población y ver si se encuentra esta capacidad disminuida o no.
 
Cualquier persona con síntomas de EPOC debe realizar una espirometría, ya que es necesaria para el diagnóstico, conocimiento de la gravedad de la enfermedad y seguimiento de su progreso.



Para detectar la EPOC basta con realizar
una prueba tan rápida como sencilla.

HAZTE UNA ESPIROMETRÍA,
ES TAN FÁCIL COMO SOPLAR.

Pon este widget en tu blog y ayuda a que
más personas descubran si tienen EPOC

Solo tienes que copiar y pegar
este código y añadirlo a tu blog:

autotest diagnóstico epoc dónde hacerme una espirometría